Para IU Sanlúcar, la Junta debe seguir la senda del Gobierno central y aplicar un escudo social que defienda a la mayoría social

Para IU Sanlúcar, la Junta debe seguir la senda del Gobierno central y aplicar un escudo social que defienda a la mayoría social

Carmen Álvarez pide al Ejecutivo andaluz más medidas sociales y una mayor implicación a la hora de ayudar financieramente a los Ayuntamientos para que puedan activar más políticas sociales. La edil denuncia por ejemplo que “no es de recibo que se dejen atrás a las trabajadoras de comedores y actividades extraescolares”

23/04/2020 – Tras la puesta en marcha del escudo social por parte del Gobierno de coalición de PSOE y Unidas Podemos para proteger a la mayoría social del país en esta crisis causada por el Covid-19, ahora tiene que ser el turno del Ejecutivo andaluz de Moreno Bonilla y Juan Marín. En Izquierda Unida Sanlúcar estiman que tras las múltiples medidas de amplio calado social que desde La Moncloa se han activado, es ahora la Junta quien debe mojarse y aplicar un escudo social similar en territorio andaluz para no dejar desamparadas a tantas familias que lo están pasando mal. El caso de las trabajadoras de comedores escolares y de actividades extraescolares es definitorio de la situación de exclusión a la que las políticas de la Junta (o la falta de ellas) están abocando a miles de andaluces y andaluzas. Desde esta formación valoran que “Andalucía, que ya tenía unas tasas de paro y exclusión mayores que otras regiones antes de la pandemia, ahora se encuentra en situación de alarma económica”, explica la concejala y portavoz municipal de IU, Carmen Álvarez Marín.

Desde el inicio de la crisis, IU Sanlúcar viene reclamando mayor autonomía financiera para los ayuntamientos. Con la pretensión de fortalecer los servicios sociales del Consistorio, es el momento que “todas las administraciones se pongan el mono de trabajo. La Junta debe dejarse de luchas partidistas, ser leal y arremangarse para dotar a los entes locales de mayor independencia financiera y así dotar de mejores y mayores recursos a las áreas que atienden a las personas en situación de vulnerabilidad”, añade Carmen Álvarez, que también recuerda que Bonilla y Juan Marín “han ido a remolque de las políticas dictadas por el Gobierno central y se han dedicado a poner en marcha medidas que ya estaban presupuestadas en años anteriores, como por ejemplo unas ayudas al alquiler aprobadas hace dos años”. Para la edil hace falta “más altura de miras y mayor predisposición para poner en marcha iniciativas de talante social”, mientras que ve factible un aumento de los ingresos por parte de la Junta: “la solución es fácil. En lugar de engañar a la población con bajadas masivas de impuestos, recuperemos los impuestos a las grandes fortunas, imprescindibles para mejorar servicios públicos”. La representante de IU apostilla que “si antes de la pandemia había uno de cada tres andaluces en riesgo de exclusión social, cabe pensar que ahora habrá más y no podemos dejar que se queden atrás».

Una  buena medida para que los ayuntamientos tengan liquidez “es devolver la deuda que la Junta mantiene con los entes locales y devolver el dinero de la Participación en los Tributos de la Comunidad Autónoma (Patrica), la ley por la que se financian los municipios a través de la participación de cada uno de ellos en los impuestos de la Junta. A Sanlúcar le corresponde 6.136.239 millones de euros”, detalla Carmen Álvarez. Y es que desde 2013 llevan sin consignarse al cien por cien lo que corresponde a cada municipio andaluz, por lo que la deuda sigue aumentando. La concejala de IU recrimina a la Junta que “sus ingresos crezcan pero que no se cumpla con los municipios andaluces. Son muchas las inversiones que se podrían poner en marcha con ese dinero como por ejemplo, el inicio de un plan especial de empleo para Sanlúcar, ayudas al alquiler, mejorar infraestructuras y equipamientos públicos, entre otras”. Por otro lado, para IU sería necesario que Bonilla y Juan Marín se pongan al día con el pago de la Renta Mínima de Inserción que la Junta tiene atrasado desde septiembre de 2018. “Quizás, el señor Porrúa podría reclamarle a Juan Marín medidas e inversiones para reflotar una provincia sumida en el desempleo y que se acuerde también de Sanlúcar, ya que es la Junta quien tiene las competencias en empleo”, apostilla Carmen Álvarez.

En este sentido, el Plan de Acción Social presentado por IU hace varias semanas al equipo de Gobierno local como marco de trabajo para la superación de la crisis, ya recogía este incremento en las partidas para políticas sociales y una apuesta decidida en las ayudas al alquiler, así como una transición verde que nos permita un cambio en el modelo productivo para así no depender del turismo como único elemento generador de riqueza en Sanlúcar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *